Una enfermedad que afecta a 1 de cada 5 personas de todas las edades

Artritis en personas mayores

Artritis en personas mayores

En Hogar Día Mi Casa nos preocupamos por el bienestar y la atención a adultos mayores, tenemos ejercicios y la terapia física para eliminar el dolor que la artritis en personas mayores produce, con actividades sencillas y de bajo impacto.

Primero, la artritis en personas mayores es un trastorno inflamatorio crónico que puede afectar las articulaciones.

También, puede dañar una gran variedad de sistemas del cuerpo, como la piel, los ojos, los pulmones, el corazón y los vasos sanguíneos.

La artritis es una enfermedad frecuente en personas mayores

Sin duda, es un trastorno que se produce cuando el sistema inmunitario ataca por error los tejidos del cuerpo.

En efecto, afecta el revestimiento de las articulaciones, lo que produce una hinchazón dolorosa que, finalmente, puede causar erosión ósea y deformidad de la articulación.

Probablemente, los principales síntomas de artritis en personas mayores suelen ser; Inflamación crónica de las articulaciones y calor en las mismas.

Además, puede que se genere dolor sin causa aparente como un golpe y limitación en los movimientos, rigidez por las mañanas que tarda más de una hora en desaparecer.

Los tipos más comunes de artritis en adultos mayores son:

  1. Osteoartritis
  2. Artritis reumatoide
  3. Fibromialgia (Fibrositis)
  4. Eritematoso de lupus sistémico o SLE
  5. Espondiloartropatías

Osteoartritis

Ciertamente, éste es el tipo más común de artritis en personas mayores.

Como resultado, afecta sobre todo al cartílago, que es el tejido que amortigua los extremos de huesos dentro de la articulación.

Artritis reumatoide

En efecto, ésta es una enfermedad inflamatoria en la articulación.

En consecuencia, hay dolor, rigidez, hinchazón y eventual daño común, y baja de la función de las articulaciones.

También, puede afectar a las manos y los pies de ambos lados.

Fibromialgia (Fibrositis)

Probablemente, éste es un síndrome del dolor que afecta el esqueleto extensamente.

Como consecuencia, el dolor, la rigidez, y los puntos blandos localizados se encuentran en los diversos músculos y tendones, determinado ésos del cuello, espina dorsal y hombros.

Eritematoso de lupus sistémico o SLE

Ciertamente, esto es una enfermedad autoinmune.

Por lo tanto, hay inflamación y daño en las articulaciones, la piel, los riñones, el corazón, los pulmones, los vasos sanguíneos, y el cerebro.

Espondiloartropatías

Sobre todo, éstos afectan a la espina dorsal, una de las formas comunes espondilitis anquilosante que afecta a la espina dorsal, al cuello y a veces a los caballetes, a los hombros, y a los codos.

Factores que aumentan el riesgo de artritis

Probablemente, los factores que pueden aumentar el riesgo de artritis en personas mayores incluyen los siguientes:

  1. Sexo
  2. Edad
  3. Antecedentes familiares
  4. Tabaquismo
  5. Exposición ambiental
  6. Obesidad

Sexo: Ciertamente, las mujeres tienen más probabilidades que los hombres de padecer artritis reumatoide.

Edad: Como resultado, la artritis suele comenzar entre los 40 y los 60 años de edad.

Antecedentes familiares: Probablemente, si un miembro de tu familia tiene artritis reumatoide, podrías presentar un riesgo mayor de padecer la enfermedad.

Tabaquismo: Además, fumar cigarrillos aumenta el riesgo de presentar artritis en personas mayores, particularmente si tienes una tendencia genética para contraer la enfermedad.

Exposición ambiental: Parece que, si bien no es seguro que sea así y no se conoce mucho sobre el tema, estar expuesto a algunos elementos tales como el asbesto o la sílice podría aumentar el riesgo de presentar artritis reumatoide.

Obesidad: Por último, las personas con sobrepeso u obesidad parecen tener un riesgo ligeramente mayor de padecer artritis, especialmente en las mujeres a las que se les diagnosticó la enfermedad a los 55 años o antes.

Tratamiento para personas mayores que sufren artritis

Ciertamente, el tratamiento para la artritis en personas mayores se centra en aliviar los síntomas y mejorar el funcionamiento de las articulaciones.

Por ejemplo, posiblemente necesite probar distintos tratamientos o combinaciones de estos antes de encontrar los que funcionen mejor para usted.

  1. Medicamentos
  2. Terapia
  3. Ejercicio

Medicamentos: Los medicamentos que se utilizan para tratar esta enfermedad varían según el tipo de artritis, puede variar entre analgésicos, contrairritantes y corticoesteroides.

Terapia: La fisioterapia puede ser útil para algunos tipos de artritis.

Además, la terapia física para los adultos mayores puede mejorar la amplitud de movimiento y fortalecer los músculos que rodean las articulaciones en las personas mayores.

Ejercicio: Hay muchos ejercicios para eliminar el dolor que la artritis en personas mayores produce, con actividades sencillas y de bajo impacto.

En efecto, el ejercicio en el adulto mayor  y los métodos de relajación, como el yoga, son ideales para sentirse mejor.

Además, llevar una vida plena y activa, libre de estrés y con una dieta saludable es lo que más recomiendan los especialistas a esta edad.

Sin duda, en Hogar Día Mi Casa nos preocupamos por el bienestar y la atención a adultos mayores.

Además, siempre se está pensando de forma preventiva en todas las enfermedades que los afectan, brindando clases, una dieta saludable en el adulto mayor.

Por último, contamos con instalaciones diseñadas para detener el avance y ayudar a mejorar la calidad de vida en las personas mayores.

Compartir
WhatsApp Escríbenos a WhatsApp
Alerta Sanitaria

Compartir con un amigo